martes, 17 de octubre de 2011
páginas relacionadas con DDM

這個頁面上的內容需要較新版本的 Adobe Flash Player。

get Adobe Flash Player

El Surgimiento de la Apariencia Condicionada de la Verdadera Mente Parte VIII
Por el venerable Guo Xing, abad del Centro de Meditación Chan

Este es el octavo de una serie de artículos extraídos de las charlas del Dharma, impartidas por el venerable Guo Xing, abad del Centro de Meditación, en el Retiro del Sutra Surangama en agosto de 2012. Las charlas se centran en los primeros cuatro capítulos del Sutra Surangama y en ellas se debaten la teoría y la práctica Chan, se cuentan relatos sobre los maestros Chan y se explica cómo aplicar los métodos Chan a la vida cotidiana.

En la sección siguiente del sutra, el Buda explicaba las nociones de“la conciencia distorsionada se fundamenta en el karma de los seres individuales” y “la conciencia distorsionada se fundamenta en el karma que comparten los seres sensibles” (El Sutra Surangama, traducción en inglés por la Sociedad de Traducción de Texto Budista, 2009, pag. 78). Estos dos tipos de conciencia distorsionada están en funcionamiento en todo momento. Por ejemplo, mientras están escuchándome ahora, cada uno de ustedes aquí tienen su propio conjunto de pensamientos, sentimientos, cosas que ven, y partes de la charla a las que realmente prestan la atención. ¿No son todos diferentes de persona a persona? El sutra dice cuando los ojos son afectados por glaucoma, el paciente verá un halo alrededor de la luz. Sólo los pacientes con glaucoma ven el halo y otras personas no. A este fenómeno, donde los individuos tienen diferentes percepciones, sensaciones y sentimientos, se le llama “karma individual.”

Una vez los ojos se recuperan del glaucoma, el halo desaparece naturalmente. Cuando percibimos los fenómenos inexistentes como existentes, a esto se le denomina “conciencia engañosa". En este mismo momento, cada uno de nosotros creemos/percibimos que nuestra mente está dentro de nuestros cuerpos. ¿No es cierto? Como ya comentamos ayer, debido a la ignorancia, la Verdadera Mente da lugar a la concepción de una mente dualista de sujeto y objeto, que sucesivamente da lugar al espacio vacío, el mundo y las consecuencias kármicas. Como resultado, percibimos erróneamente que la Verdadera Mente está dentro de nuestro cuerpo físico. Este punto de vista de “la mente está escondida dentro del cuerpo” es efectivamente una conciencia engañosa. Shifu [el Maestro Chan Sheng Yen] había dicho: “Cada uno de nosotros estamos viviendo en nuestro propio mundo". Una persona, un mundo; dos personas, dos mundos. A las superposiciones de los mundos individuales se les llama “karma compartido.”

Cuando soñamos por la noche, sentimos que estamos interactuándo con muchas personas, ¿no es así? Soñando por la noche, estamos viviendo en nuestro propio mundo, que es la función de la “conciencia de pensamiento que surge independientemente". Durante el día, esta “conciencia de pensamiento que surge independientemente” se confirma con la conciencia de la vista, la conciencia del oído, la conciencia del olfato, la conciencia del gusto y la conciencia del tacto, y en conjunto se las denomina la “conciencia de pensamiento que surge con las cinco conciencias sensoriales". La “conciencia de pensamiento que surge independientemente” aún está funcionando durante el día. La única diferencia radica en que, en el día se le llama “pensamientos engañosos", y en la noche es llamado “sueño".
Por ejemplo, supongamosque ves, durante el día, a una persona que deseas darle un puñetazo. El deseo de golpear esa persona es una función de la conciencia. Pensando mejor sobre el escenario, comprendes que te devolveria el golpe si realmente le das un puñetazo a esa persona. Entonces, más bien, no lo haces. Sin embargo, si hubiéras estado en un sueño, podrías haber seguido adelante y golpeado. Lo cierto es que, aunque durante el día no golpeaste, en realidad ya lo has realizado en tu conciencia. La única diferencia es que no golpeaste físicamente. Pero en la conciencia, es lo mismo como en el sueño. Esta parte pertenece principalmente al reino de la conciencia y es idéntica en los sueños durante la noche. Las dos son conciencia engañosa.
De hecho, durante el día, todo lo que vemos, escuchamos y pensamos, todo es conciencia engañosa. Cualquiera cosa que vemos, escuchamos u olemos durante el día es opcional. Opcional significa que son basicamente como sueños, los cuales surgen de nuestra propia mente. La única diferencia es la adición de la acción de las cinco facultades sensoriales. Comparando entre la conciencia engañosa durante el día y los sueños durante la noche, la diferencia es sólo la adición de los cinco sentidos. Por la noche, los cinco sentidos son más propensos a no contribuir. De manera similar, formas e imágenes durante el día también provienen de la conciencia mental y continúan surgiendo de la mente. El problema es que las consideramos como reales.

Una vez que despertamos de nuestros sueños de la noche, comprendemos que nada había sucedido realmente. Durante el día, ¿eres capaz de ver a través de cualquier cosa que experimentas de manera que sabes que es también como un sueño? ¿Desaparecen los sueños que suceden durante el día? Sí, en realidad, los sueños que experimentamos durante el día también desaparecerán. Cuando miras a una persona, la persona física no desaparece. Sin embargo, las impresiones que has formado acerca de esta persona surgen y desaparecen, ¿no es así? Las memorias de esta persona que ves continuamente también surgen y desaparecen, ¿no es así? Los sueños que tenemos en la noche son pensamientos engañosos que surgen y luego perecen completamente. Una vez que estás despierto, te das cuenta de que no había pasado nada. Los pensamientos engañosos que surgen durante el día podrían desaparecer incluso más rápidamente. ¿No es así?

Ya he hablado mucho, como si cualquier cosa que dije fuera absolutamente correcta, pero así es cómo lo veo. Puedes usar la frase “la conciencia distorsionada se fundamenta en el karma de los seres individuales” como un apoyo y comtemplación: todo lo que ves y escuchas es el resultado de la Verdadera Mente que da lugar a la ignorancia y a la mente duslista. Esto es todo lo que tienes que recordar. Sólo recuerda un principio: cualquier persona sobre la que piensas, no es aquella persona; cualquier emoción que experimentas, no eres tú. Además, cuando estás hablando con otras personas, tienes que recordar: “¿Estoy realmente hablando con esta persona?” Contemplándolo de esta manera, de verdad aumentarás la posibilidad de que realmente estés hablando con esa persona. Contemplándolo de este modo, podemos erradicar verdaderamente nuestros puntos de vista engañosos. De lo contrario, continuarás tratando las imágenes de tu memoria como personas reales. En este mismo momento, ¿estás hablando con esa imagen o con la Mente? ¿Alguna vez has hablado con esta Verdadera Mente? Aún no, ¿verdad? Eso demuestra que estás tratando las imágenes como la Verdadera Mente. Entonces, tenemos que trabajar sobre encontrar una manera de seguir desapegándonos.

Pregunta: Basado en lo que ha dicho, cuando estamos leyendo un sutra, ¿cómo lo deberíamos realmente leerlo? ¿Deberíamos considerarlo “como papel blanco con puntos negros?”
Respuesta: ¡no estás ni siquiera leyendo los sutras! Una vez había un Maestro Chan. Cuando él estaba leyendo un sutra, su discípulo le preguntó si estaba leyendo el sutra. Él dijo: “No, estoy empleándolo para cubrir mis ojos". En cualquier caso, siempre que haya un “tú” leyendo el sura, ya te has vuelto ciego. Similarmente, si te ves conversando con otra persona, entonces tus ojos se han cegado, tu boca se ha silenciado y tus oídos se han ensordecido. Si un día alcanzas el estado en donde estás hablando con una persona, y sin embargo, no te ves que estás hablando con esa persona, y no hay un “tú” que mira a la otra persona. Entonces, y sólo entonces, ya no eres ciego, ya no eres mudo. Si no, simplemente recuerda las palabras de Shifu: “Sé serio, pero no te lo tomes en serio". (Por continuar)