lunes, 14 de octubre de 2011
páginas relacionadas con DDM

這個頁面上的內容需要較新版本的 Adobe Flash Player。

get Adobe Flash Player

El Venerable Guo Huei asistió a la 1ª Conferencia Internacional sobre Sociedades Cohesionadas (ICCS) en Singapur.
Por invitación de la Escuela S. Rajaratnam de Estudios Internacionales (LER) el Venerable Guo Huei, abad presidente de la Montaña Tambor del Dharma (DDM, por sus siglas en inglés), asistió a la 1ª Conferencia Internacional sobre Sociedades Cohesionadas (ICCS), organizada del 19 al 21 de junio de 2019 en el Centro de Convenciones de la Ciudad de Raffles. Más de 1.000 representantes gubernamentales, eruditos y líderes comunitarios, provenientes de 40 países y 250 organizaciones, participaron en la conferencia que se centró en el tema “Muchas comunidades, un futuro compartido”, dialogando sobre forjar el entendimiento interreligioso y desarrollar nuevas ideas para fomentar más armonía en las sociedades. El día 20 por la tarde en la primera sesión plenaria titulada “Lo que creemos (la Fe)”, el Venerable Guo Huei, en nombre del Budismo chino, pronunció en inglés un discurso titulado “Creencias religiosas y paz mundial”.

En su discurso, el Venerable Guo Huei señaló que “nuestro mundo de hoy está experimentando un tremendo cambio. Aunque no podamos prever el futuro, sin embargo, nuestras reflexiones y las acciones que tomamos ahora serán, en cierta medida, de ayuda para el futuro desarrollo del mundo.” El Venerable Guo Huei, desde la esencia y el espíritu (al igual que el Venerable Maestro Sheng Yen, fundador de la DDM), se dedica a promover la paz mundial y ofreció 5 facetas de pensamiento para transmitir a la sociedad internacional los puntos de vista sabios del Budismo chino: el primero, cada uno de nosotros en la aldea global depende el uno del otro. Y nosotros somos una parte de la comunidad de vida; el segundo, las religiones deben abogar por la práctica de los valores universales como respeto mutuo, amor recíproco, entendimiento mutuo y apreciación de la vida; el tercero, el objetivo del diálogo radica en buscar terreno común mientras se reservan las diferencias; el cuarto, la estrecha colaboración entre las diferentes religiones puede eliminar o aliviar los conflilctos entre razas y países y el quinto, se puede eliminar los conflictos y evitar las guerras con la compasión y la sabiduría.

El Venerable Guo Huei señaló además que las diferentes religiones son como los dedos de la mano, aunque tienen longitudes diferentes, no obstante, coexisten unidos en perfecta conjunción. Del mismo modo, coexistimos en el mundo como mortales, no debemos dividirnos entre nosotros y conflictuarnos, sino que debemos colaborar conjuntamente y así podremos traer bienestar a la sociedad humana. Sobre todo, cuando nos enfrentamos al mundo que cambia rápidamente, las emociones que nos invaden son a menudo miedo, estrés y ansiedad. En este momento, el papel crucial que desempeña la religión radica en ayudarnos a hacer frente a las diversas vicisitudes y desafíos de la vida, en lugar de reaccionar con enojo u otras emociones negativas.

“Hacemos un sincero llamamiento para que se establezcan los valores universales, tales como respeto, escucha atenta, comunicación y aprendizaje, para asegurar las posibilidades de que todo el mundo sea igual, todo el mundo tenga la libertad de expresar libremente sus opiniones, puntos de vista y sus creencias religiosas,” dijo el Venerable Guo Huei. Señaló que todos los diálogos no deben tener como objetivo cambiar las creencias religosas de los demás o pretender mostrar que la propia creencia religiosa de uno mismo es superior a otras. “El objetivo del diálogo radica en ‘buscar terreno común mientras se reservan las diferencias’, es decir, no negar las diferencias entre las religiones, sino esforzarse por buscar los valores y principios en común y enfatizar la coexistencia pacífica y la colaboración entre todas las razas”, manifestó el Venerable Guo Huei.

Esta conferencia internacional organizada en Singapur atrajo mucho la atención de los líderes políticos internacionales y de pensamiento, grupos religiosos y representantes jóvenes. Halimah Yacob, actual presidenta de Singapur, presidió personalmente la ceremonia de inauguración de la conferencia. Su Majestad Abdullah II bin Al Hussein, rey del Reino Hachemita de Jordania, también asistió a la conferencia y dio un discurso inaugural. También se encontraban presentes representantes de diferentes grupos del Budismo, Catolicismo, Cristianismo, Judaísmo, Islamismo, Hinduismo, Taoísmo y Sintoísmo, étc.