Noticias

Seleccione el año:

Realizando postraciones de arrepentimiento para dar la bienvenida al año nuevo y purificar nuestro cuerpo y mente

17/01/2022
El 3 de enero de 2022, la Ceremonia del Arrepentimiento de la Gran Compasión del Año Nuevo se llevó a cabo en el centro budista de la Montaña Tambor del Dharma de Vancouver (DDVC, por sus siglas en inglés), con transmisiones simultáneas en directo a través de internet, iniciando el primero de los eventos del 2022 con esta ceremonia de 2 horas de duración. Además de unos 30 seguidores tomando parte en la ceremonia en el centro, más de 100 personas participaron virtualmente en este evento, todos juntos completaron satisfactoriamente esta Ceremonia del Arrepentimiento de la Gran Compasión del Año Nuevo.         Realizar la Ceremonia del Arrepentimiento de la Gran Compasión al principio del año nuevo es, por un lado, para arrepentirse de todo el karma negativo que hemos cometido a lo largo del año pasado y así purificando nuestro cuerpo y mente. Por el otro lado, es para rezar al Bodhisattva Avalokitesvara (Guan Yin, en chino) y otros Budas y Bodhisattvas por sus bendiciones y protección, de manera que podríamos eliminar nuestros obstáculos kármicos, transformar nuestra mente temerosa en la mente Bodhi, y aspirar a hacer buenas obras por el bien de los seres sintientes. Siguiendo la guía de las monjas residentes del centro, los participantes hicieron postraciones de arrepentimiento, rindieron un sincero homenaje a los Budas y Bodhisattvas, hicieron votos, recitaron el nombre del Buda y se arrepentieron sinceramente de los errores pasados. En el transcurso de la ceremonia, todo el mundo hizo mentalmente un voto para aprender la gran compasión de Guan Yin, y se comprometieron a no dar la espalda al camino del Bodhisattva hasta que alcancen la Budeidad.             En la ceremonia también se encontraban los líderes y sus ayudantes de los grupos voluntarios, así como unos voluntarios quienes ayudaban continuamente en los servicios del Dharma y en los trabajos de mantenimiento a lo largo del período de la pandemia. Al final de la ceremonia, la Venerable Chang Wu, directora del DDVC, expresó sinceramente que la Ceremonia del Arrepentimiento de la Gran Compasión del Año Nuevo no solo es para rezar por la paz del mundo y de todos los seres sintientes, sino también para transmitir un especial agradecimiento a todos los voluntarios por su dedicación completa y devota de largo plazo. En épocas como esta, cuando la sociedad humana se enfrenta a crisis y desafíos sin precedentes, se espera que todos puedan unirse y esforzarse juntos por dar la bienvenida a un futuro lleno de nuevas expectativas.            
más
Volver arriba